El Pazo das Portadas fue la antigua residencia de verano de los Condes de Monterrei, emparentados con los Yáñez de Lugo, familia propietaria de este antiguo “palacio”, que aún conserva en su interior dos blasones que son testimonio del carácter hidalgo que tuvo la villa de Oímbra desde 1574.